miércoles, 3 de octubre de 2012

Cientos de personas protestan en Oviedo por los recortes



Más de medio millar de discapacitados, junto a familiares y trabajadores que les atienden, se han manifestado hoy en Oviedo para instar al Gobierno regional al pago de la deuda de cuatro millones de euros que tiene con las entidades asociadas al Comité de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi).

Muchos de ellos en sillas de ruedas o en muletas, los minusválidos han recorrido la calle de Uría hasta finalizar en los aledaños de la Junta General del Principado donde la presidenta del Cermi Asturias, Mónica Oviedo, ha leído un manifiesto en el que se traslada la preocupación del movimiento asociado a la discapacidad.
Los manifestantes, vestidos en su mayoría de color negro, portaban pancartas en las que decían: "En la calidad del servicio, ni un paso atrás", "Discapacidad, una prioridad", "No al cierre de centros" y "En discapacidad, recortar es eliminar derechos", entre otros discursos.

Cermi reprocha los "recortes" anunciados por parte del Gobierno del Principado a las subvenciones y ayudas a los programas de las entidades que, bajo delegación de la administración regional, prestan servicios a las personas con discapacidad.

Mónica Oviedo ha precisado que el Gobierno regional tiene una deuda acumulada desde el pasado mes de mayo con las nueve entidades que están dentro de Cermi de "aproximadamente cuatro millones de euros".
Ha indicado que esta deuda, aunque reconocida por la administración, está "paralizando" servicios, "provocando" que muchas de las asociaciones estén despidiendo a parte de sus trabajadores y que los discapacitados "no reciban" el servicio convenido pese a que muchos de los empleados están realizando su labor de forma gratuita.

Ha criticado que la situación no haya "mejorado" tras las diversas reuniones mantenidas el pasado mes de julio con representantes del Gobierno y del Parlamento regionales y la entrega de un manifiesto reivindicativo al presidente del Principado, Javier Fernández.

Por ello, ha afirmado que el sector ha dicho "basta" ante esta situación y ha instado a que se tomen "medidas urgentes" para abonar la deuda con el fin de que estas entidades puedan acabar el año con garantías asistenciales a los discapacitados que en Asturias superan los 140.000.

Ha considerado como "inasumible" el recorte del 72 por ciento en las subvenciones destinadas por el Principado al Cermi realizadas en este ejercicio en relación al anterior y ha lamentado que en 2013 no se sepa la intención del Gobierno sobre las ayudas a estas ONGs.
Oviedo ha apuntado que el movimiento asociativo de la discapacidad se encuentra en "una situación catastrófica, de emergencia y de guerra como consecuencia de los recortes y de la crisis".

Ha subrayado que estos recortes "ponen en peligro" la atención a miles de personas con discapacidad y sus familias en todos los ámbitos y en una época de crisis en la que estas personas "necesitan mayor miramiento".

Por último, ha llamado la atención del gasto "infinitamente superior" que supone para estas familias contar con un hijo discapacitado.



El Comercio Digital


Fotografías en la web del centro o en el facebook de ASPACE-Gijón



No hay comentarios: